Martes, 21 Mayo 2019
Medipress

Una historia antes de la tercera película

Mar, 12/03/2019 - 11:30
Monta tu propio dragón

Con la tercera película de Dreamworks en los cines, era de esperar el lanzamiento de un videojuego que aprovechara el tirón entre los más jóvenes. Este es el caso del título que nos presenta Bandi Namco, dedicado a los más pequeños de la casa que disfrutarán enormemente de la aventura.
La historia está a caballo de las películas dos y tres, con nuestro protagonista (Scribbler) sufriendo de amnesia y cabalgando a lomos de un dragón recién nacido (Patch), que parece hecho con partes de otros dragones que todos conocemos. Comienza así nuestra aventura que nos llevará desde una perspectiva aérea a atravesar una serie de islas en las que aguardan enemigos poderosos. Podemos atacar a los rivales bien con nuestro personaje o con el dragón, siendo los combates sencillos. También encontraremos puzles a resolver, tampoco excesivamente complicados salvo en algún momento que se hace necesario usar a ambos protagonistas con rapidez para lograr el objetivo. Pero como decimos, es un juego destinado a un público infantil y los adultos, salvo que nos guste mucho la saga, no encontraremos un verdadero reto. Un juego que se puede terminar fácilmente en 5 o 6 horas, alguna más si nos dedicamos a completar logros o trofeos.

Personajes conocidos
En el juego también aparecen algunos personajes ya conocidos de las películas, lo que sin duda contribuye a una mayor inmersión en el mundo creado por Dreamworks.

Mejorando poco a poco
A medida que avancemos en el juego podremos ir desbloqueando nuevas habilidades tanto para Scribbler como para Patch. Es importante pues por ejemplo nuestro dragón con sus ataques elementales podrá hacer frente a otros enemigos e incluso resolver algunos puzles específicos de un elemento.