Lunes, 18 Junio 2018
Medipress

Marujita

Mar, 23/10/2012 - 18:29
María Benítez y Josep Vilagut presentan Ir y Venir

Lejos de las manidas fórmulas del pop nace Ir y Venir, un disco fresco, primaveral, ligero y atemporal que invita a volar con la imaginación hacia lugares no muy diferentes a los que inspiran a María y Josep para componer: playa, mar, brisa... Aire fresco, en la línea del último disco de Russian Red, que reaviva el panorama musical nacional. Después de un verano en el que no se han prodigado demasiado a la hora hacer directos, y con la reciente noticia de haber sido seleccionados por GPS (Girando por Salas) para formar parte de ese distinguido grupo de bandas, preparan un directo en la sala Salamandra (Barcelona) para el próximo sábado 27 de octubre.

Ir y Venir es un disco muy relajante, pero al mismo tiempo bailable. Mantiene un ritmo perfecto casi para cualquier momento del día. ¿Era ese uno de los objetivos, o es algo que surge de manera natural en vuestra manera de hacer música?

La verdad, no lo habíamos planeado. Creemos que, en realidad, es un tema de volumen. Si lo escuchas bajito puede amenizar una buena conversación… pero si subes el volumen, toman protagonismo el bombo, el bajo y todos los elementos de percusión y puedes terminar bailando en el salón de casa…

¿Cuánto tiempo habéis dedicado a la producción, a vestir de detalles las composiciones originales?

La producción empezó a partir de una selección de once canciones a guitarra y voz. Luego, con Ricky Falkner, estuvimos 30 hermosos e intensos días dedicados a hacerlas crecer.

¿Quiénes participan en ese proceso de producción? ¿Participáis vosotros (María y Josep) o también los músicos que os acompañan?

Hubo algo mágico en el proceso de producción de este disco. Los músicos que han participado han sido Jefferson Otto (batería), Lucas Suárez (dobro, lapsteel, banjo y ukelele), Sara Fontán (violines), Gabriel Zurita (coros) y Pep Pérez (percusión). Cada uno de ellos llegó al estudio de grabación sin haber escuchado las canciones antes. Eso hizo que pudieran dejarse llevar y aportar aquello que les nacía de dentro al escuchar los temas por primera vez. Esto podría haber resultado caótico de no ser por la dirección que Ricky Falkner llevó a cabo. Esta manera de afrontar la producción nos llevó a lugares que no habíamos imaginado.

¿Cuál ha sido la aportación de Ricky Falkner?

Seguramente la más importante y más difícil ha sido tener la capacidad de decisión en los momentos de dudas y cuando creativamente los músicos nos volvemos un poco caóticos con nuestras ideas… Ricky ha sido fundamental a largo del proceso de producción de este disco. Como ya sabéis, es un genio en su hábitat natural.

La guitarra de Josep habla sola. Me gustaría saber dónde y cuándo aprendió a tocarla...

Habla Josep: Gracias… Hace años que toco la guitarra. Hay dos momentos a los que debo agradecer gran parte de mi aprendizaje: Por un lado, un año intensivo en el Guitar Institute de Londres y, por otro, casi cuatro años dedicados al estudio intensivo de la guitarra española con el maestro Rafael Segre en Barcelona. No sé si es la guitarra o son ellos los que hablan…

¿Os molesta que encuentren similitudes entre vuestra música y la de otros artistas conocidos?

No, creemos que es inevitable asociar lo nuevo con lo que has oído antes. También nos gusta pensar que puede parecerse a la vez a grupos muy distintos y eso nos acerque a un sonido Marujita.

¿Quién es Sira Lara? ¿Qué caracteriza sus relatos y qué es lo que ha motivado que os inspirarais en ellos para componer dos de las canciones (Sombras y No está Mal)?

Sira Lara es periodista, compañera de profesión y de trabajo en una época. La conozco hace muchos años, gran parte de ellos yo viviendo en el norte y ella en el sur. De ahí han surgido muchos mails en los que nos contábamos historias de la manera en la que aparecen en estas dos canciones. Sira Lara no ha publicado ninguno de sus relatos y por eso decidí convertirlos en canciones. Sus escritos elevan la realidad y lo cotidiano a un mundo onírico y poético. ¿Quién no ha encontrado placer en la nostalgia o quién no ha tenido ganas de dar el último portazo? Ella lo explica de una manera bella y elegante.

Etiquetas: 
Ir y Venir
Marujita